Integrantes:

Agustín Hoyos Jaramillo.

Alexánder Uribe Montoya.

Marco Antonio Olier Mejía.

Reflexión:

El ejercicio fotográfico que realizamos las últimas dos clases ha contribuido a nuestra experiencia en la práctica del mismo. Desde la etapa de pre-producción requerimos un nivel de creatividad que nos permitiera llegar preparados a la clase sin improvisar.

En las tomas fotográficas tuvimos una experiencia significativa desde el punto de vista del fotógrafo y del modelo. Pudimos apreciar la paciencia que requiere lograr la foto deseada y la perseverancia que requiere llegar hasta allí. Sin embargo, no es un trabajo de una persona sino de un equipo que tenga un objetivo claro y que tenga el conocimiento para ello, es decir, saber manejar las luces, configurar la cámara, la posición del modelo, los elementos extra, entre otros.

No está de más decir que ser precavidos debe ser una tarea constante. Porque cualquier accidente, no solo retrasa la toma, sino que afecta al equipo de trabajo que no es para nada barato.

Todo esto nos permitirá desenvolvernos mejor la próxima ocasión.

Fotografías: